Proyecto de Ley de Tierras se socializó con los campesinos en Quito

CAMPESINOS_SOCIALIZACION_d93caaa4770606036bc59e5cf3fd7eaf

 

Alrededor de 500 campesinos y jóvenes de varias provincias del país se dieron cita, desde las 09:00, en el Salón de la Libertad – José Mejía Lequerica de la Asamblea Nacional. Una veintena de asambleístas del movimiento Alianza PAIS (AP) socializó allí un proyecto de ley orgánica de tierras rurales y terrirorios ancestrales con algunos gremios del sector agrario.

La propuesta fue elaborada por la Comisión de Soberanía Alimentaria de la Asamblea en conjunto con varias organizaciones sociales, gremios de la producción y otros organismos del Estado que, esta vez, se concentraron en el debate de temas como la seguridad social, la soberanía campisina en relación con la tierra, los derechos de trabajadores yel  desarrollo agrario. El encuentro fue parte del Diálogo Nacional por la Justicia y Equidad Social.

La Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC) fue una de las entidades articuladoras del debate y Rómulo Quimis (Confeunassce) recordó que “El proceso de construcción de la reforma agraria inició el 7 de marzo en la Federación del Seguro social campesino, en Chone (provincia de Manabí)”, en ese marco, Luis Zimbaña, quien integra la Confederación Intercultural Campesina del Ecuador “Amaru” dijo que “los más de 5 millones de campesinos que damos de comer al país” requieren que se que se establezcan industrias comunitarias para la producción de la tierra que, a su vez, inserten al sector en el proceso de cambio de la matriz productiva.

“Hemos hecho un llamado a los dirigentes de campesinos”, sostuvo Camis, “para pedirles que no salgan a la calle, a protestar en contra de esta revolución que está avanzando” mientras que Zimbaña especificó los horizontes de la reforma agraria que quieren elaborar: “no queremos que se nos trate como los pobrecitos, pequeñitos… necesitamos la construcción de un sistema de economía campesina comunitaria que establezca empresas e industrias comunitarias. No necesitamos migajas sino radicalizar este proceso de apoyo al agro”.

Luego de dar una rueda de prensa, junto con las asambleístas Marcela Aguiñaga y Rosana Alvarado, la presidenta de la Asamblea, Gabriela Rivadeneira, se sumó a la mesa central del salón de La Libertad y escuchó las propuestas de los campesinos. “La ley está garantizando producción y soberanía alimentaria”, sostuvo en el podio.

¿Qué ciudad del país o del mundo no necesita del agro?, preguntaba a la audiencia Simbaña quien hizo una analogía para graficar los alcances económicos de la confederación a la que pertenece: planteó que “si el super Akí, Tía, Santa María… son mercados por qué no tener un súpermercado campesimo. La economía campesina debe fortalecerse y estar en manos de los productores”, lo cual desató el apoyo del resto de campesino que vinieron de varias provincias.

Rómulo Guamán, de la Confederación Nacional de Campesinos Eloy Alfaro, pidió que la Asamblea no se olvide de la redistribución de la tierra para garantizar la soberanía alimentaria, mediante el proyecto de la llamada Ley de Tierras, que se encuentra para segundo debate.

Otras organizaciones presentes en el encuentro fueron la Confederación nacional de trabajadores, La Federación nacional de trabajadores agroindustriales campesinos e indígenas libres del Ecuador (Fenacle), Federación ecuatoriana de indios (FEI) y la Conederación nacional de organizaciones, indígenas campesinas y negras (Fenocin).  (I)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*